sábado, 2 de abril de 2016

La pagoda de Beriñas se está cayendo

¿Hay algún médico en la sala?

Porque la cariñosamente llamada “pagoda” de Beriñas (a pesar de la ausencia de curvas propia de las pagodas) se está cayendo.

No es exactamente patrimonio cultural (¿o sí?), pero si estuviese en Donostia se habría calificado como “romántico”, con toda la protección que ello conlleva (o sea, ninguna, como la cúpula del Bellas Artes).

Algún lector de este blog conocerá, sin duda, al propietario o inquilino de Beinez. Estaría bien convencerle (o ayudarle) para que simplemente coloque un par de tirantes sujetando el palomar a la ladera del monte para que no se caiga.